.

                           

Ingresa al facebook del museo

 
LA PAGINA DE LA MUJER por Graciela Gerbino
Secretos que toda mujer debe saber.




Dicen que en el sexo los gustos son muy personales, pero siempre hay algunas cosas que todos debemos de saber. En este caso recopilamos una lista de 18 cosas que toda debe saber sobre sexo, sigue leyendo...

 

 

Dicen que en el sexo los gustos son muy personales, pero siempre hay algunas cosas que todos debemos de saber. En este caso recopilamos una lista de 18 cosas que toda debe saber sobre sexo, sigue leyendo

1. Toda mujer tiene una posición eficiente, encuentra la tuya. En otras palabras, cada mujer puede llegar al orgasmo mediante cierta posición. Así que prueba sitios diferentes, movimientos o lo que necesites para que el clímax no se te .

2. La posición puede cambiar. Tal vez antes era acrobacias e intentar cosas nuevas, pero ahora buscan una conexión más íntima (o tal vez es al revés), pero lo que quieres física y mentalmente cambia con el tiempo. Pon atención a lo que sientes y adáptalo con tu pareja.

3. Él no tiene un defectómetro. Esa serías tú buscando hasta el más mínimo defecto en tu cuerpo, pero ellos no se fijan en eso. Durante el acto sexual, los hombres experimentan un coctel neuroquímico tan fuerte, que están atrapados en el acto, según el sexólogo Ian Kerner. Así que olvídate de tus traumas y disfruta el momento.

4. El sexo en una cama suave y cómoda está subestimado. Sabemos que quieres experimentar en la cocina, en las escaleras, en el baño o donde sea, pero no tiene nada de malo disfrutar de una buena cama.

5. Los clichés sexuales existen por una razón: funcionan. Vayan a un hotel, tengan una cita romántica, tomen un baño de tina, usen velas aromáticas ¡o lo que se les ocurra!

6. Los demás no tienen más ni mejor sexo que tú. No hay un número normal de veces para tener relaciones al mes, más bien debes preguntarte ¿estás teniendo suficiente sexo para ti?

7. Pedir lo que quieres vale la pena la vergüenza. Que no te importe decirle a él lo que te gusta o lo que quieres en ese momento. Además de que él lo hará, tu placer se elevará por completo. Además, no tienes que decirlo tantas veces, con una o dos él entenderá el mensaje.

8. Dale un espacio al sexo. Todo el mundo está ocupado, en el trabajo, con la familia, etc., pero siempre es importante que le des unos minutos a ese momento placentero con tu pareja.

9. Entre más sexo tengas, más querrás. Es simple, entre más memorias placenteras tengas, querrás tener más acción. Pero cuidado porque también funciona al revés, entre menos sexo tengas, tal vez te vayas olvidando de él.

10. La masturbación no es sólo para ellos. En primer lugar es pura diversión y en segundo, ¿Cuándo fue la última vez que quedaste decepcionada de ti misma?

11. Preocuparte por el orgasmo hará que nunca llegue. Cuando sólo piensas en el clímax y no sucede tú te sientes mal y él piensa que no fue bueno. Enfócate en las sensaciones y verás que será más sencillo.

12. El sexo planeado puede ser mejor que el espontáneo. Nos referimos a que un buen juego previo puede desembocar en el mejor sexo del mes, aunque claro un rapidín también tiene su chiste.

13. Sí, también puedes darle una mano. Tocarte a ti misma puede ser apreciado por tu pareja, sobre todo si él no logra llevarte al clímax, créeme que no se va a enojar, al contrario.

14. Él no necesita que hagas cosas muy extremas. Hay muchas formas de que él llegue al orgasmo, asegura Kerner. Mientras pongas atención a sus reacciones y pruebes cosas nuevas él no tendrá quejas.

15. A veces tu cuerpo necesita un descanso. Tal vez no tengas ganas o simplemente ella está muy seca. El trabajo, la familia o cualquier cosa puede ser el culpable, no pasa nada, ya habrá más oportunidades.

16. A veces simplemente hacerlo funciona. Si esperas tener un impulso de sexualidad y no llega, intenta hacerlo y verás que tu cuerpo y tu pareja cederán.

17. Los ejercicios kegel son claves. Estos ejercicios donde aprietas tus músculos pélvicos te darán más control al tener un orgasmo. Para hacerlos aprieta como si no quisieras hacer pipi, luego suelta.

18. Los juguetes pueden ser útiles. Vibradores, plumas, almohadas, etc. Cualquier objeto que puedan usar para reír, acomodarse o sentir más placer encenderá la relación.

 

La pagina de Graciela Gerbino  ®
2008 - 2014  Todos los derechos reservados


 

LA PAGINA DE GRACIELA GERBINO

 

10. La masturbación no es sólo para ellos. En primer lugar es pura diversión y en segundo, ¿Cuándo fue la última vez que quedaste decepcionada de ti misma?

11. Preocuparte por el orgasmo hará que nunca llegue. Cuando sólo piensas en el clímax y no sucede tú te sientes mal y él piensa que no fue bueno. Enfócate en las sensaciones y verás que será más sencillo.

12. El sexo planeado puede ser mejor que el espontáneo. Nos referimos a que un buen juego previo puede desembocar en el mejor sexo del mes, aunque claro un rapidín también tiene su chiste.

13. Sí, también puedes darle una mano. Tocarte a ti misma puede ser apreciado por tu pareja, sobre todo si él no logra llevarte al clímax, créeme que no se va a enojar, al contrario.

14. Él no necesita que hagas cosas muy extremas.
Hay muchas formas de que él llegue al orgasmo, asegura Kerner. Mientras pongas atención a sus reacciones y pruebes cosas nuevas él no tendrá quejas.

15. A veces tu cuerpo necesita un descanso. Tal vez no tengas ganas o simplemente ella está muy seca. El trabajo, la familia o cualquier cosa puede ser el culpable, no pasa nada, ya habrá más oportunidades.

16. A veces simplemente hacerlo funciona. Si esperas tener un impulso de sexualidad y no llega, intenta hacerlo y verás que tu cuerpo y tu pareja cederán.

17. Los ejercicios kegel son claves. Estos ejercicios donde aprietas tus músculos pélvicos te darán más control al tener un orgasmo. Para hacerlos aprieta como si no quisieras hacer pipi, luego suelta.

18. Los juguetes pueden ser útiles. Vibradores, plumas, almohadas, etc. Cualquier objeto que puedan usar para reír, acomodarse o sentir más placer encenderá la relación.